Oraciones Cortas A Una Madre Difunta



El dolor de perder una madre, es tan intenso que puede devastar a cualquiera. El perder a la persona que te tuvo en su vientre y te acompañó a medida que crecías, para guiarte y enseñarte a enfrentar los retos que se te pudieran presentar en la vida, además de brindarte amor y comprensión, puede devastar a cualquiera.



Pero aunque el dolor sea grande, debes aceptar que nada es eterno en esta vida, y saber que está en el cielo, descansando y está libre de dolores de esta vida.

Oración corta para una madre difunta

Oración a los padres
Mujer con su hijo

Sí lo que deseas es hacer una oración en honor a esta persona que te lleno de amor y enseñanzas durante tantos años, puedes repetir algunas palabras al cielo y esto, aunque no lo creas, te ayudará a tener paz.

Esta aunque es una oración corta, es un gran gesto en agradecimiento por todo el amor que recibiste de tu madre, y ante su partida es una de las cosas que te ayudaran a seguir adelante.

“Querido Espíritu Santo,
sé mi consuelo en estos momentos de dolor,
que son provocados a causa de la partida de mi madre.

Te agradezco porque de todas las personas, Tú la elegiste,
para que me acompañara en mi camino, y ahora que no está,
te pido que le concedas el perdón por todos sus pecados.

Permite que ella pueda estar en un lugar de descanso y
felicidad, en el que pueda disfrutar de las bendiciones divinas.

Gracias a mi madre porque me trajo a este mundo y fue mi
Guía, mi consuelo, mi roca fuerte y mi ejemplo a seguir.

Señor, te pido que mi mamá descanse por siempre en tu gloria.”

Amén.

Oración a una madre fallecida en su cumpleaños

Dicen que quien muere no es quien se va de esta tierra, sino quien se olvida. Porque puedes mantener viva a las personas que quieres, así como tu madre.

Esta oración es especial para aquellas madres fallecidas en su cumpleaños, y que a pesar de que ha pasado el tiempo, en su día especial, quieres elevar una oración al cielo en su honor.

“Santa María, madre de Dios,
cuida el alma de mi madre, que ahora
reposa con ustedes allá en el cielo.

Te doy gracias por los años que estuvo en esta
tierra, brindándome de su amor y cariño.

Danos fuerzas a los que nos quedamos en el mundo,
para seguir adelante y triunfar en esta vida.

Un día como hoy, en el que mi madre celebraba su vida,
ella partió de esta tierra, y por eso hoy mismo quiero
dar gracias por su vida, y porque ahora está contigo.

Oh santa Virgen, dame paz y fuerzas para seguir adelante.”

Amén.

Oración de una madre difunta para sus hijos

Cuando estas en la situación en la que un ser cercano muere, dejando niños pequeños huérfanos, en este caso sin madre, puedes hacer la siguiente oración por las madres ausentes.

Esta oración debe hacerse antes de que la persona cumpla 7 días de haber fallecido. Y en este tipo de plegarias, tú tomarás el puesto de la fallecida y recitarás estas palabras en su nombre, para velar por el bien de sus hijos ante su partida.

“Santo y divino Espíritu de Dios,
me coloco en tu presencia para pedirte en
nombre de (di el nombre de la difunta),
para que a sus hijos nada les falte,
y que el amor que ella les brindo, pueda estar siempre
en sus corazones, dándoles fuerzas para seguir adelante.

Ahora que ella no está, sé tú guiándolos en sus caminos,
Y dándoles las fuerzas necesarias para continuar,
bríndales consuelo en esta dura etapa,
y llénalos de amor y de paz.

Esto te lo pido en nombre de (di el nombre de la difunta)
y por el mismo amor que ella tenía para con sus hijos.”

Amén.

Oración para una madre difunta en su aniversario

Una madre es un ser que nunca se olvida, y tras su partida de este mundo, suelen ser muchos los momentos en la que se le recuerda, y se le tiene presente.

Incluso hay fechas que te hacen recordarla todo el día, como los días festivos o su cumpleaños, ya sea que aún estés en la etapa de duelo o ya te sientas capaz de recordarla sin melancolía, y quieres hacerle una oración en el aniversario de la difunta, puedes repetir las siguientes palabras.

“Días como hoy que antes eran de alegría,
hoy representan un vacío en mi vida,
porque tú ya no estás en ella, madre mía.

Y aunque estés en un lugar mejor, aquí en la tierra,
todos extrañamos tu presencia, tus cariños y tus ocurrencias.

A pesar de que cada día te tengo presente, en este día especial,
quiero elevar unas palabras al cielo en tu honor, y agradecerte
por todo lo que me brindaste mientras estuviste conmigo,
aunque tu cuerpo ya no esté, tu amor siempre me acompañará
cada día de mi vida, y agradezco por ese mismo amor que
hoy me llena fuerza para seguir adelante.

Gracias por tu inmenso amor y por tus enseñanzas,
yo te amaré siempre así como tú lo hiciste conmigo.”

Amén.

Las madres es uno de los regalos más hermosos que Dios nos obsequia, con su cariño, amor y sabiduría nos instruyen y nos guían los primeros años de nuestra vida, y más adelante, son ese soporte y ese aliento de fuerzas que muchas veces nos impulsa a seguir adelante.

Si por razones de la vida, tu madre ya no está en esta tierra, y quieres seguir teniéndola presente, puedes hacer algunas de estas oraciones, como una forma de tenerla siempre contigo, recuerda que quien muere no es quien se va, sino quien se olvida.