Oración Poderosa a la Magnífica Para Protección, Amor y Más

La oración a la Magnífica también se le conoce como Magníficat; en la oración original consiste en una oración o un cántico de origen cristiano, en el cual la Virgen María hace alusión de la grandeza de Dios Nuestro Creador, desde su experiencia como Divina Madre de Cristo.

Cada 31 de mayo se le rinde honores a la Virgen del Magnificat por su avocación. Tal fecha concuerda con la visita que le hiciese María a su prima llamada Isabel, quien fuera la madre de San Juan Bautista, en la localidad de Ain Karin, que estaba ubicada entre las montañas de Judea.

Los honores que se le rinden a la virgen es parte de la fe cristiana, propiamente de la católica, que ven en María la Santa Madre de Jesús de Nazaret, Nuestro Salvador. Así que en esta oportunidad te damos unas oraciones que sirven para pedirle a la Virgen por casos difíciles, por el amor, y la protección.

Oración de la Magnífica para casos difíciles

Oración de la Magnífica
Estatua de la Virgen María

Si siente que estás ante una eventual dificultad de la cual no es posible salir sin contar con ayuda divina, entonces realiza esta oración y encomiéndate a la Virgen para que ella interceda en tu auxilio y te ayude a superar los obstáculos más difíciles.

Santa Virgen María,
apiádate de este humilde y devoto servidor,
con tus manos toma las mías,
y sálvame de estas aguas,
libérame de estas cadenas
sácame del atolladero en el cual he caído;
porque (describir el difícil caso)
Tú eres piadosa y sabia, Santa Virgen,
incansable defensora de los pobres y los humildes,
yo solo puede ofrecerte mi lealtad que ya la tienes,
pero dame la fuerza y los medios para levantarme
y continuar con mi camino.

 

Oración a la Magnífica católica

Entre todos los cristianos, son los católicos quienes son devotos a la Santa Madre Protectora. Honra su santidad con esta oración para agradecerle y pedirle por nuestras vidas y por la Iglesia.

Santa María, Madre de Cristo,
enséñanos a seguir tus pasos,
enséñanos a amar el Sacramento y la Biblia,
a ser fieles a Cristo y a la Iglesia,
a valorar la palabra de Dios,
a agradecer sus obras y su amor;
enséñanos a obedecer sus mandamientos;
interceder por nosotros ante él
para que nos dé siempre la sanación
que no es solo del cuerpo sino del alma,
apela a su divina misericordia
para que sea escuchada nuestra petición;
mientras que de ustedes el poder es infinito,
el de nosotros es solo la oración,
por eso confiamos en su divina misercordia.

 

Oración la Magnífica para el amor

Realiza esta oración para que tengas un amor que te cause alegría y seguridad. Un amor que proporcione ambos sentimientos es muy extraño, por ello pídele al Señor para que encuentres este valor y sentimiento que tanto anhelamos y deseamos pero que es tan difícil conseguir.

Amoroso Padre Nuestro,
tuya es la gloria hoy y siempre,
enséñame con tu amor infinito,
a amar y ser amado;
Tú que obras en nuestras vidas
intercede con tu sabiduría y misericordia,
para que pueda ser bendecido y afortunado en el amor,
que llegue a mi vida un ser con luz y energía,
con el cual pueda establecerme y formar una familia,
una persona de nobles sentimientos y valores,
que te sea devoto y respetuoso,
que refleje el amor que Tú nos das e impartes,
para que yo pueda ser feliz y dichosa
en los brazos de un ser amado,
y en tus manos siempre protectoras y amorosas.

 

Oración la Magnífica para protección

Pedimos a Dios en esta oración para que con su poder infinito nos sea concedida la protección que tanto pedimos porque tememos por nuestras vidas ya que abunda la maldad en el mundo y solo pedimos estar a salvo en el sagrado cobijo de Nuestro Creador.

Mi Señor y mi Salvador,
nadie es más grande que Tú,
mi espíritu se alegra al saber que me miras y escuchas,
y porque sabe que obras en mí;
por tu santo nombre y tu misericordia,
por las proezas que haces con tus manos
que alcanza hasta al más duro de corazón
te pido que me protejas del poderoso,
que desde su trono me mira con desdén
y enaltéceme si he sido humilde;
auxilia a éste quien te ora, tu siervo,
para que nada malo le pase;
repele sus enemigos y las adversidades,
que no pueda tocarlo la mala suerte ni las enfermedades;
blinda mi alma con tu amor infinito, Señor,
para que yo siempre pueda estar protegido.

 

Existen también oraciones a la Magnífica para brujas para combatir casos muy difíciles de este tipo. Tales oraciones se hacen en latín.

Ahora bien, cuando María se encuentra con Isabel, lo cual está mencionado en la propia Biblia, tal encuentro representa lo que el Espíritu Santo ha sembrado en el corazón de la Virgen María, es decir, la humildad, la gracia, la misericordia, y el amor hacia Dios y con respecto al prójimo, los cuales son valores humanos y cristianos que María ha acogido y enseñado.

Con la oración Magnífica, la Virgen María da el anuncio de las buenas nuevas que trata de la salvación. Y en la oración engrandece al Altísimo porque la ha elegido a ella para que en su vientre haya llevado al Mesías, nuestro salvador. Labor que supo llevar con sabiduría y virtud, lo cual lo convirtió en la primera bienventurada y la primera evangelizadora

Lo maravilloso de las oraciones de la Magnífica es que nos dejan un buen aprendizaje. Nos invita a reflexionar si realmente estamos siendo dignos de Dios, si tal como María le agradecemos por lo que ha hecho por nosotros.

Quien realiza con fe estas oraciones pronto se da cuenta que el Señor ha sido consecuente y fiel a nosotros, brindándonos protección por lo que siempre debemos estarle agradecidos. La oración la Magnífica además nos enseña a que sigamos con humildad y sencillez, a despreciar al altivo y al soberbio que pone le da más valor a lo material que a lo humano.

La gracia y el amor de Dios es mucho más importante que el dinero, los bienes y el poder. La vanidad, la soberbia y el orgullo son polvo en comparación con lo que obtenemos de Nuestro Creador y por ello debemos emular a la Virgen María para que podamos ser dignos de ÉL y ejemplo para el resto de la humanidad.

 

Evalúa este Artículo