Oración Poderosa a la Madre Tierra



El culto a la Tierra es tan antiguo como los mismos seres humanos, nuestros ancestros adoraban al Sol, a la Luna y a la Madre Tierra. Que le llamemos madre a la Tierra no es casual porque de ella somos hijos y por ella somos proveídos, desde los tiempos más remotos la Tierra ha sido nuestro hogar, nuestro refugio y nuestro sustento.



En las religiones paganas era la Tierra junto con el Sol los focos de las alabanzas, pero dentro de las religiones de Dios único… la Tierra igual es reconocida y adorada como creación de Dios Padre.

Oración a la Madre Tierra

Invocación a la naturaleza
Vista desde el espacio de la Tierra

Las oraciones a la Madre Tierra pueden ser de agradecimiento para consagrar algo o de peticiones para solicitar ayuda. En la antigüedad la fuerza de la oración a la Tierra era indudable, de hecho hoy en día aun se hacen rituales del tipo celta y pagano para adorar la Tierra.

Esta oración es indígena y está consagrada a la Madre Tierra que ellos llaman Pachamama, esta plegaria es muy poderosa porque pedimos toda la sabiduría, fuerza y ayuda de la Madre Tierra es ideal para comenzar proyectos o etapas.

“Madre Tierra, querida Pachamama, vieja sabia
en este día pedimos tu sabiduría y provecho:
Pachamama, danos la fuerza de la piedra
que no es destruida y es duradera.
De las aguas danos su calma y su vigor.

Pachamama enséñanos a cuidar nuestros hijos
Como cada fiera protege a sus hijos.
De los Arboles danos su entereza y su memoria,
de las tierra danos su fertilidad y su vida.

Pachamama de las flores quiero su humildad,
de las hierbas su frescura y del prado su belleza.
Como la semilla ayúdanos a brotar y como las plantas
ayúdanos a renacer con cada primavera.

Pachamama, del cordero danos su inocencia,
del león su fuerza, de la serpiente su astucia,
del águila su orgullo y de la paloma su bondad.
¡Dios te salve Madre Tierra!”

Amén.

 

Oración de agradecimiento a la Madre Tierra

Si algo tenemos que dar a la Madre Tierra es las gracias por todo lo que nos ha dado y sigue dando. Es de la Tierra que viene todo cuanto usamos, comemos vestimos y aprovechamos.

Esta oracion es una invocación a la naturaleza, que además de dar gracias a la Tierra también pedimos por su protección, para que se acabe la contaminación y la destrucción de lo natural. Si pasas por alguna escasez pide a la madre Tierra para que te provea y te sustente.

“Madre Tierra que por el Padre fuiste Creada
que separó las aguas de la tierra y que te hizo viva
Hoy te damos gracias por ser nuestra casa,
y pedimos perdón porque te estamos destruyendo.

¡Oh Madrecita Tierra protege la vida!
Te damos gracias porque de ti brota el alimento,
en ti se pasta el ganado y en tus aguas brotan los peces,
cada fruta, cada vegetal, cada animal que nos alimenta
es fruto de tu vientre, es fruto de tu tierra y de tus aguas.

Te danos gracias por cada rio, por cada mar, por cada lago,
por cada montaña, por cada selva, por cada sabana,
por cada planta, por cada animal,
por el fuego, por el agua, por el aire y por la tierra.

Estamos agradecidos de ser nuestra casa y nuestro sustento,
Que el Dios que te creó también de proteja de nosotros,
y a ti Padre te damos gracias por darnos el regalo
de poder vivir y respirar en nuestra tierra.
A ti te respetamos, a ti te protegemos Madre Tierra”

Amén.

 

Rezar por la Madre Tierra o pedirle a ella no tiene que ver con paganismo ni nada por estilo, se sea cristiano, budista, hindú o musulmán el invocar la Tierra es aceptar y reconocer la obra del Padre, agradeciendo sus creaciones y la oportunidad de poder vivir y disfrutar de su Creación.

Ora con fe a la Madre Tierra para agradecer todo lo que te hada dado o para pedir por ayuda en momentos de dificultad, pues como Madre todo lo escucha y todo lo puede. Respetemos, cuidemos y alabemos a la Tierra porque de ella surgimos y a ella iremos.