Oración a Dios para Pedir Ayuda



Los problemas son pan de cada día para todos, algunos más grandes que otros, pero todos tenemos problemas. Para todos los sucesos de la vida siempre es bueno y beneficioso tener la presencia de Dios para salir airosos, pero en casos donde los problemas son muy grandes o muy urgentes es más que nunca que requerimos ayuda divina.



Y es que donde fallan las manos de los hombres solo Dios puede ayudar. Es aquí donde la conversación con Dios por medio de la oración es el camino más seguro, y a veces el único, para solucionar algo.

Oración para pedir ayuda a Dios

Pedir auxilio divino
Persona dando la mano

Acudimos a Dios para pedir bendiciones diarias que alumbre nuestro camino, pero a veces requerimos obtener un milagro verdadero para resolver problemas que escapan de nuestras manos.

Es el amor infinito de Dios el que puede por medio de su gracia ayudarnos de forma real, por eso con esta oración abrimos nuestro espíritu al Señor para que nos llene de valor y abrimos nuestra vida para que nos llene de su ayuda y podamos salir vencedores de las pruebas.

Dios, aquí estoy con las manos y el corazón desnudos,
listos para recibir tu gracia y para pedir que me ayudes
durante el día y la noche, con todo lo que me traiga.

Permíteme ser como los profetas, permíteme llegar a ti
en busca de tu orientación, fuerza, provisión y cuidado.

Así cuando me enfrento a decisiones
y situaciones difíciles, haz que recuerde tus enseñanzas,
permíteme recordar que soy tu hijo,
y dame tu amor a los que me rodean.

Ayúdame a vivir todos los días de la forma
que traiga gloria bajo tu sagrado nombre.

Padre Celestial, gracias por tu guía
Perdóname por precipitarme a tus planes, y hazme
saber cuándo parar y buscar de nuevo tu dirección.
Tus senderos son perfectos Dios mío, te doy gracias por darnos
esta bendición tierna, invocando a tu hijo Jesús

Amén

Oración para pedir ayuda en momentos difíciles

Si estas pasando por un momento difícil, y sientes que tus fuerzas desvanecen acude con fe a esta oracion pidiendo que Dios te de las fuerzas para vencer las sombras de la angustia y la aflicción.

Con esta plegaria hará que con su poder, nuestro Dios Todopoderoso quite tus miedos, te de fuerza y te brinde su protección para librar con éxito ese momento difícil que vives.

“Padre, ahora todo me causa miedo,
siento que comienzan a salir mis enemigos
y hasta los ratos me llenan de nervios.

En este día, todo me aflige y me hiere,
no logro encontrar mi paz.

La maldad se acerca lentamente a mí
Y siento que me vigila desde lo lejos,
borra esa angustia que está acabando con mí ser,
son momentos difíciles y necesito de tu fuerza para seguir.

Espíritu de Dios, llega y envía a toda tu legión a protegerme;
no me dejes solo en este momento de aflicción,
continúa siempre a mi lado hasta el final de mis días.

Dios, eres mi paz, eres mi fuerza, eres mi luz, mi razón,
te doy gracias por hacerme continuar, concédeme el anhelo
de volver a la felicidad y dejar la angustia que agobia.

Ante ti me inclino hoy,
para pedir por mi tranquilidad y bienestar”

Amén

Oración para pedir ayuda económica a Dios

Si hay algo que angustia a todos, y en especial, a los jefes de hogar, son las necesidades económicas, ya sea por urgencias, problemas en el trabajo o por desempleo

Si estas desesperándote con esta oración dirás ¡necesito urgente ayuda! Y el Señor escuchará tu ruego para que todas tus necesidades sean solventadas mediante su gracia y ayuda.

“Dios misericordioso y protector
acudo a ti desprovisto de ambición y codicia;
porque el que su corazón ha sido dominado
por el solo deseo de dinero tiene un corazón oscuro
y mi fervor y mi amor de alma es para mi Dios.

Soy tu servidor y no te pido riquezas
ni tesoros, solo pido que no me dejes caer en la
pobreza y en la necesidad; impide que caiga yo
en la inmundicia, la ruina, y la lástima.

Haz que con tu amor y bondad infinita
mi suerte mejore y la prosperidad inunde mi vida
para que de tu mano pueda salir de
las urgencias y las necesidades económicas;
porque para ti protector y salvador no hay imposible”

Amén.

Las oraciones anteriores son para pedir ayuda de verdad en momentos difíciles, problemas económicos u otras urgencias. Por eso debes hacerla solo cuando en verdad necesites ayuda urgente, al momento de invocarlas has de hacerla con humildad, pero con fuerza y fe.

Dios es un Padre bondadoso que siempre escucha a sus hijos, por eso no desesperes ante las dificultades, mantén la calma y refúgiate en la oración y en la manos del Creador.