Credo A La Divina Providencia

La Divina Providencia es la facultad del Dios Todopoderoso para estar en control de todas las cosas sucedidas y por suceder, y por cuanto, esta en ella la fuerza y voluntad misma de Dios. Los hombres acuden a su divinidad para sortear los acontecimientos de su vida y para pedir socorro del mismo Dios para hacer frente al destino que el Señor ha dispuesto para la humanidad.

La voluntad y el poder divino vienen únicamente de Dios por eso es necesario pedir que su Divina Providencia nos alumbre el camino y nos permita salir airosos de cada prueba de cada dificultad.

Credo completo a la divina providencia

Afirmación del poder de Dios
Mirada al cielo

La oración a la Divina Providencia es muy poderosa y capaz de concedernos verdaderos milagros porque a la vez que se ora a Dios también e acepta y se reafirma nuestra creencia en su divina voluntad.

El credo en la Divina Providencia se basa en la afirmación de mucha fe en la existencia de Dios Todopoderoso, en Dios Hijo, y en el Espíritu Santo. Aceptando también su santa voluntad. Este credo además de conectarnos con Dios es un arma poderosa para defendernos de todo mal.

“Creo en mi Dios que es Padre y tiene todo el poder,
creador de todo lo que se ve y lo que no se ve.
Creo en un único Dios, y su único hijo Jesucristo,
nacido del Padre antes de todos los tiempos:

Dios, Luz, vida, verbo verdadero,
engendrado, no creado, de la misma esencia del Padre,
por quien todo fue hecho; que por los hombres,
y por su salvación bajó de los cielos.

Y por obra divina Espíritu Santo surgió de la Virgen María,
se hizo hombre; por los pecados del mundo fue crucificado
bajo el yugo de Poncio Pilatos; sufrió y fue sepultado
y resucitó al tercer día, según las Escrituras, y ascendió al cielo,
y a la derecha del está sentado Padre; y vendrá de nuevo
con toda gloria para hacer juicio a vivos y muertos, y su reino será infinito.

Creo en su Espíritu Santo, esencia que da vida, que es una
sola verdad junto Padre y del Hijo, y que con ellos,
recibe nuestra fe y esperanza, y que dio lengua a los profetas.

Creo en la Divina Providencia del glorioso, omnipotente y
bondadoso Dios, que todo lo tiene provisto
por nuestro bien, por favor cubre todas nuestras necesidades.
Así es mi fe, hágase siempre su voluntad”

Amén.

Este credo es muy poderoso porque se ora en nombre de las tres divinas personas: Dios Padre, Hijo y Espíritu, pero además se afirma la creencia en su Divina Providencia, con lo cual aceptamos con humildad los designios del Señor a la vez que invocamos su poder para iluminar nuestro camino.

Ante algún problema muy grande, una época de zozobra o si quieres alejar cualquier peligro que se pose sobre ti o tu hogar, haciendo este credo con fe y sinceridad se logra obtener la protección divina para que tu futuro y tu presente estén bajo la sombra de Dios y su providencia.

Credo A La Divina Providencia
5 (100%) 1 voto[s]